Los signos del zodíaco Louise Huber.pdf


Vista previa del archivo PDF los-signos-del-zod-aco-louise-huber.pdf


Página 1 2 345192

Vista previa de texto


2

Prólogo
Querido lector:
En el transcurso de los siglos se han escrito muchos
libros de astrología y muchos, particularmente, sobre
los signos zodiacales. En este libro, mi deseo no es repetir lo mismo que se puede encontrar en cualquier
otro libro que trate el tema del zodíaco. Mi propósito es
aportar una nueva perspectiva y contemplar los signos
zodiacales desde el punto de vista de las características
psicológicas, las crisis de transformación y el camino
espiritual de las personas nacidas bajo un determinado
signo.

2. Según la tradición, desde tiempo inmemorial, cada
mes durante la luna llena tiene lugar un proceso de
transmisión de energía en el plano espiritual que produce un efecto especial en el desarrollo de la humanidad.
El efecto producido tiene relación con el signo zodiacal
en el que el Sol se encuentra en ese momento. Todos
podemos sintonizar con este flujo energético mediante la meditación, bien sea individualmente o en grupo.
Las energías recibidas de esta forma reactivan nuestra
voluntad de vivir, provocan las transformaciones y los
cambios necesarios para nuestro desarrollo personal y,
a través de nosotros, fluyen hacia toda la humanidad.

Mi intención es exponer el tema del zodíaco desde la
perspectiva del desarrollo y la evolución espiritual, haciendo énfasis especialmente en el contenido esotérico.
Y, para facilitar su comprensión, quiero mencionar tres
puntos desde el principio:

3. En la era de Acuario, las meditaciones de luna llena
serán las festividades mensuales más importantes de la
nueva religión mundial. Desde hoy mismo podemos empezar a practicar. Sería bueno que se formaran grupos
de meditación en todo el mundo para activar la afluencia de estas energías espirituales y preparar el camino
de «Aquél que Viene».

1. Además de ejercer las conocidas influencias cósmicas
en nuestra vida planetaria, el movimiento anual del Sol
a través de los doce signos zodiacales tiene una estrecha
relación con el desarrollo espiritual del ser humano. Todos podemos captar las energías cósmicas que afluyen
a nuestro planeta de forma cíclica y aprovecharlas para
nuestro crecimiento espiritual. Esto significa que, independientemente del signo solar en que hayamos nacido,
podemos sintonizar con las energías de todos los signos.

En todo el mundo ya existen grupos que se reúnen cada
mes durante el período de luna llena para meditar de forma colectiva. Algunos de estos grupos utilizan los textos
incluidos en este libro para acercarse intelectualmente
a la cualidad especial de cada signo. De esta manera se
forma un aura mental que, además de tener un efecto
relajante e inspirador, facilita la transmisión de energía.
cerrar