Caja PDF

Comparta fácilmente sus documentos PDF con sus contactos, la web y las redes sociales.

Compartir un archivo PDF Gestor de archivos Caja de instrumento Buscar PDF Ayuda Contáctenos



Dra. Heliana Cova Libre De Mal Aliento .pdf



Nombre del archivo original: Dra. Heliana Cova - Libre De Mal Aliento.pdf
Título: Libre De Mal Aliento™ PDF Libro por Dra. Heliana Cova « √Descargar ✔Programa ✘Evaluación ✘¿Funciona? ✘Opinión ✘Revisión
Autor: “Conoce los 11 Mitos Sobre el Mal Aliento“ + “Las 39 Causas de Mal Aliento“

Este documento en formato PDF 1.4 fue generado por Microsoft® Word 2010, y fue enviado en caja-pdf.es el 20/09/2015 a las 11:55, desde la dirección IP 114.120.x.x. La página de descarga de documentos ha sido vista 1825 veces.
Tamaño del archivo: 4.3 MB (88 páginas).
Privacidad: archivo público




Descargar el documento PDF









Vista previa del documento


11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

Autor: Dra. Heliana Cova
Odontóloga egresada de la Universidad Central de Venezuela
Postgrado en Ortodoncia, Colegio Odontológico Colombiano UNICOC

www.LibreDeMalAliento.com
Advertencia:
El autor de éste reporte gratuito recomienda siempre consultar al odontólogo de
confianza de cada persona para cualquier recomendación que haya sobre el tema en
cuestión.
La información contenida en este reporte es estrictamente con fines educativos. Todos
los enlaces o páginas web utilizadas son con fines solamente informativos y no damos
fe ni garantía del contenido que tengan, que ellos manejen y presenten.
El autor y editor, desconoce cualquier garantía y en ningún caso será responsable ante
ninguna parte por daños indirectos, directos, especiales y/o accidentales que se
deriven del uso de éste material.

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

1

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

I.

MITOS DEL MAL ALIENTO

Ya basta de vivir con la incomodidad a sentirse
rechazado o eludido por tus seres queridos, amigos,
familiares y hasta de tu pareja.

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

2

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

El mal aliento es un problema que puedes quitar si cuentas con
las técnicas y fórmulas para erradicarlo eficazmente, a parte de
conocer toda la información de mi sitio web que te invito a visitar
frecuentemente en

www.LibreDeMalAliento.com

con éste

Reporte podrás empezar conociendo sobre los mitos sobre su cura
y así no pierdas tiempo en remedios o técnicas que hasta pueden
empeorarla.
Antes de empezar a tratar el fin de éste reporte, quisiera aclarar
un error que he visto en la mayoría de pacientes que he atendido en
mi experiencia como odontóloga y ortodoncista , además que hoy en
día es más común debido a la vida tan acelerada que llevamos; se
refiere al tiempo que le dedicamos al cepillado, la mayoría de la
gente sólo se cepillan los dientes durante 30 a 45 segundos, lo cual
no es suficiente; es necesario al menos 5 minutos y aplicar las
técnicas correctas, como mínimo 2 veces al día, usar el hilo dental
para remover los restos y recordar también cepillarse la lengua.

Ahora sigamos con los mitos sobre el mal aliento:

I.1.

EL MAL ALIENTO ES UN PROBLEMA HEREDITARIO

La condición hereditaria en el mal aliento no es completamente
cierta, ya que no hay evidencia científica que demuestre la relación
Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

3

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

de un gen a éste problema y que pueda ser transmitido de
generación en generación.

I.2.

AUMENTAR LA FRECUENCIA DEL CEPILLADO DE
LOS DIENTES AYUDARÁ A QUITAR LA CONDICIÓN
DEL MAL ALIENTO

Es el mayor mito, al contrario, el exceso del cepillado puede
aumentar la sequedad de la boca aumentando el problema del mal
aliento.
Además el exceso del cepillado puede dañar los dientes y las
encías con el tiempo.
La mayoría de pacientes que he tenido con éste problema del
mal aliento tienen una higiene dental buena, aun cuando usan hilo
dental y tienen un hábito de cepillarse debidamente siguen sufriendo
del mal aliento.

I.3.

LOS ENJUAGES BUCALES Y LAS PASTILLAS QUE
VENDEN QUITAN EL PROBLEMA DEL MAL ALIENTO

Esto no es cierto, ya que solo enmascaran u ocultan
temporalmente el mal aliento, además, hoy en día esta comprobado

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

4

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

que enjuagues bucales a base de alcohol, de hecho, empeoran el
problema ya que éstos secan la boca aumentando así la
volatilización de los olores del aliento.

I.4.

AL RESPIRAR EN LA MANO, SE DETECTA SI SE
TIENE MAL ALIENTO

Es una técnica que se ve muy a menudo pero no es real, porque
los seres humanos tendemos a acostumbrarnos a nuestros propios
olores, por eso para uno mismo es difícil detectarse o saber si se
presenta mal aliento; ¿No te ha pasado que a los pocos minutos de
haberte echado perfume ya no lo percibes, pero los demás sí? Es lo
mismo, te resultará difícil detectarte tu mal aliento.
Además la acción de respirar es muy diferente a cuando
hablamos. Cuando se habla, se tiende a expulsar los olores de la
parte posterior de la boca, sitio donde se origina el mal aliento, y
cuando respiramos no es así.

I.5.

EL MAL ALIENTO VIENE DEL ESTÓMAGO

El estado de los intestinos no afecta que las personas padezcan
el mal aliento, pero hoy en día se conoce que los hábitos

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

5

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

alimenticios, los problemas en la digestión o la dieta que se tenga,
afectan el organismo y pueden generar el mal aliento, pero más del
90% de los que padecen éste problema es por otras causas.
Hace algunos años existían píldoras que pretendían curar el mal
aliento desde el interior del estómago, sin embargo dichas empresas
fueron cerradas por la vía legal por hacer declaraciones falsas y sin
pruebas que las sustenten.

I.6.

EL MAL ALIENTO VIENE DE LOS PULMONES

Solo en ocasiones muy raras el mal aliento puede provenir de
los pulmones, pero se puede presentar en condiciones muy graves
de salud y que por supuesto el mal aliento no es importante con
respecto al padecimiento que la persona pueda tener en sus
pulmones, es como comparar un dolor de muela con un cáncer.

I.7.

LOS AEROSOLES PUEDEN ELIMINAR LA CAUSA
DEL MAL ALIENTO

Los aerosoles o espray son productos con olores artificiales solo
son efectivos para contrarrestar olores como los que dejan cuando
se consumen alimentos de ajo o cebolla, pero no elimina las causas

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

6

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

del mal aliento. Se conocen muchos productos con éstas
características en el mercado pero solucionan el problema de otro
olor temporal en la boca y no el mal aliento.

I.8.

ENJUAGARSE LA BOCA CON AGUA OXIGENADA
AYUDA A QUITAR EL MAL ALIENTO

No se ha demostrado que el agua oxigenada o peróxido de
hidrógeno sea útil en el tratamiento del mal aliento. Es considerado
dañino para los tejidos de la boca si se usa de manera prolongada
porque puede alterar las condiciones bucales normales, causando
irritaciones incluso ulceraciones. No es recomendable su uso como
enjuague bucal.

I.9.

EL

MAL

ALIENTO

ES

CAUSADO

POR

LOS

ALIMENTOS

Existen alimentos que pueden provocar temporalmente el mal
aliento como lo son el ajo, la cebolla, la coliflor, el repollo, entre
otros; pero éstos son solo transitorios y pueden eliminarse

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

7

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

fácilmente en el momento que se presenten luego de alguna
comida.
Los olores que producen éstos alimentos no son del tipo “azufre”
olor que comúnmente se presentan en los verdaderos problemas del
mal aliento y generalmente no son tan ofensivos o desagradables a
los demás.
Es muy importante siempre pedirle la recomendación a tu
odontólogo de cabecera en cuánto a los productos que existen en el
mercado para tratar el mal aliento.

I.10.

SE PUEDE QUITAR EL MAL ALIENTO CON EL
CEPILLADO Y EL HILO DENTAL

Aplicar estas dos técnicas pareciera que fuera la solución del
problema, pero no lo es todo, además de ejecutarla de una forma
correcta es necesario otros aspectos como el tiempo de aplicación y
lo principal que es atacar la verdadera causante del mal aliento.

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

8

11 Mitos sobre el Mal Aliento
Dra. Heliana Cova

I.11.

SON NECESARIOS PRODUCTOS CAROS PARA
TRATAR EL MAL ALIENTO

La mayoría de los remedios o productos comerciales para tratar
el mal aliento solo ocultan el problema, sin embargo, existen
productos

eficaces

que

realmente

abordan

las

causas

fundamentales del mal aliento pero por lo general son muy caros,
algunos de ellos pueden llegar a costar más de 100 dólares al mes.
Pero existen alternativas que no son caras y muy comunes que
logran ayudarte a quitar el mal aliento.
Si quieres conocer más información y todas las técnicas,
remedios, fórmulas y consejos para Quitar el mal Aliento debes
consultar mi sitio web y acatar las recomendaciones que te doy en el
contenido que frecuentemente actualizo.
Te invito a conocer mi Libro: Libre de Mal Aliento

Gracias por tu interés.

Dra. Heliana Cova
Odontóloga y Ortodoncista.

Conoce mi Libro “Libre de Mal Aliento“
www.LibreDeMalAliento.com

9

Autor: Dra. Heliana Cova – www.LibredeMalAliento.com
Odontóloga egresada de la Universidad Central de Venezuela
Postgrado en Ortodoncia, Colegio Odontológico Colombiano UNICOC

Autora del Libro “Libre de Mal Aliento”
Advertencia:
El autor de éste reporte recomienda siempre consultar al odontólogo de confianza
de cada persona para cualquier recomendación que haya sobre el tema en cuestión.
La información contenida en este reporte es estrictamente con fines educativos. Todos los
enlaces o páginas web utilizadas son con fines solamente informativos y no damos fe ni
garantía del contenido que tengan, que ellos manejen y presenten.
El autor y editor, desconoce cualquier garantía y en ningún caso será responsable ante
ninguna parte por daños indirectos, directos, especiales y/o accidentales que se deriven
del uso de éste material.

“Las 39 Causas de Mal Aliento”
Dra. Heliana Cova - Odontóloga & Ortodoncista

EL MAL ALIENTO Y SUS 39 CAUSAS

Primero que todo quisiera indicarte que el Mal Aliento NO es una
enfermedad como muchas personas piensan y comentan, sino más
bien es un diagnóstico clínico dental ya
que es una consecuencia de algún
padecimiento bien sean bucal o de otro
índole como digestivo.
Si en algún caso particular, el mal
aliento de una personas es generada porque no tiene el hábito de usar
el hilo o seda dental de manera frecuente, un alto porcentaje de
probabilidad de padecer mal aliento será por la descomposición de
residuos alojados en la boca, entonces al usar una técnica más
invasiva, tormentosa, sacrificante o tediosa como las que se usan para
erradicarlo por causas digestivas, por supuesto no se tendrá éxito y
además se invertirá mayor esfuerzo, tiempo y sacrificio habiendo sido
la solución solo usar el hilo o seda dental por lo menos una vez al
día.

1

“Las 39 Causas de Mal Aliento”
Dra. Heliana Cova - Odontóloga & Ortodoncista

Con esto te quiero aclarar y orientar que el éxito que logres al
eliminar el mal aliento debe ser poner en práctica paulatinamente y
secuencialmente las soluciones que te doy en mi Libro: “Libre de Mal
Aliento”, para así no perder tiempo y ser efectivo cuánto antes.
Empezaré enseñándote las cosas elementales, como la técnica
correcta para el cepillado, la manera correcta de usar el hilo dental,
solo para estar segura porque puede ser la causa de tu mal aliento.
No lo vas a creer, pero cuando me llegan pacientes adultos con
mal aliento a mi consultorio y les pido que me hagan demostración de
cómo se cepillan los dientes, tú mismo
podrías caerte para atrás de la
impresión de que un alto porcentaje lo
padecen porque no se cepillan de la
manera correcta, esto no tiene nada
que ver con el cepillo ni la crema
dental, solo basta la técnica y el
tiempo que le dedicas.
Considera que no existe una solución inmediata para erradicar
el mal aliento, ni mucho menos única y más cuando es crónico, lo
importante es conocer cuáles son todas sus causas y así poder
trabajar en ello.

2

“Las 39 Causas de Mal Aliento”
Dra. Heliana Cova - Odontóloga & Ortodoncista

Hoy en día más del 60% de los seres humanos sufren de Mal
Aliento de manera transitoria pero lo más alarmante es que más del
25% lo sufre de manera permanente o crónica.
Lamentablemente padecer de mal aliento genera un verdadero
costo, algunos de estos costos ocultos son:
 Baja autoestima, ya que el mal aliento destruye la confianza
en situaciones sociales donde te harán frenar para evitar
comprometerte y detecten tu problema.
 Incrementa los gastos, las personas con halitosis tienden a
gastar más dinero en productos y artículos complementarios
que le logran ocultar temporalmente el mal olor.
 Destruyen la intimidad, porque estadísticamente las
personas con mal aliento atraen un menor número de
compañeros, disminuyendo la frecuencia y actividad sexual.
A continuación te doy las 39 causas del mal aliento, aquí sólo te
las nombro, pero en mi Libro, detallo cada una de ellas, con su
explicación y forma en que se presenta en tu cuerpo:
1. La mala higiene bucal.
2. La caries dental.
3. La mala limpieza de la lengua.
4. La placa dental.

3

“Las 39 Causas de Mal Aliento”
Dra. Heliana Cova - Odontóloga & Ortodoncista

5. El sarro o cálculo dental.
6. La necesidad de ortodoncia.
7. Abscesos dentales.
8. Sequedad en la boca conocida como Xerostomía.
9. El mal aliento matutino.
10.

Muelas del juicio o cordales.

11.

La Gingivitis.

12.

La Periodontitis.

13.

Las dentaduras postizas o prótesis.

14.

Amigdalitis junto a la Faringitis.

15.

Cálculos amigdalinos o Tronsilolitos.

16.

Sinusitis.

17.

Rinitis.

18.

Goteo posnasal.

19.

Congestión nasal.

20.

Por problemas en la faringe y esófago.

4

“Las 39 Causas de Mal Aliento”
Dra. Heliana Cova - Odontóloga & Ortodoncista

21.

Indigestión o problemas del sistema digestivo.

22.

Gastritis.

23.

Consumir leguminosas o granos.

24.

El estreñimiento.

25.

Tumores.

26.

Cáncer en la boca.

27.

Afecciones pulmonares como Neumonía, Bronquitis y

Tuberculosis.
28.

Personas con diabetes o con insuficiencia renal.

29.

Los hábitos alimenticios.

30.

Dietas rigurosas.

31.

El ayuno.

32.

Lo malos hábitos de consumo de cigarrillo o tabaco.

33.

Ingerir licor y productos con gas.

34.

El estrés, nerviosismo y/o ansiedad.

35.

Medicamentos o suplementos vitamínicos.

36.

La insulina.

5

“Las 39 Causas de Mal Aliento”
Dra. Heliana Cova - Odontóloga & Ortodoncista

37.

El café y algunos tés.

38.

Los alimentos como la cebolla, el ajo, el brócoli, el curry,

los granos.
39.

La halitofobia.

Luego de consumir algunos de los productos que te mencione
arriba, aproximadamente el organismo durará 3 días en procesarlo y
expulsarlos, tiempo en el cual se puede padecer el mal aliento, por eso
que quitar el mal aliento en ese período de tiempo es sumamente
complicado y lo que se logra es ocultarlo con soluciones temporales
como enjuagues y chicles. Lo más recomendable es beber
suficiente agua y de manera frecuente (sin exceso) para ayudar al
organismo en su mejor proceso y mayor efectividad en su expulsión.
Si deseas conocer con exactitud Cómo Lograrás Eliminar de una
vez por todas y PARA SIEMPRE el Mal Aliento en tu vida te
recomiendo mi libro “Libre de Mal Aliento”
Gracias por tu interés.

Dra. Heliana Cova
Odontóloga y Ortodoncista.
Creadora del Libro “Libre de Mal Aliento”

6

1

Los Principales 101 Súper Alimentos que
Combaten el Envejecimiento
Los Mejores Alimentos que Realzan la Juventud, Especias, Hierbas, y
Otros Trucos para Verse y Sentirse 10 Años Más Joven, Cuidar tu Piel,
Músculos, Órganos y Articulaciones para RETARDAR el Envejecimiento
Por Catherine Ebeling RN, BSN
y Mike Geary, Especialista Certificado en Nutrición, http://www.PierdaGrasaAbdominal.com

EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD La información provista en este libro y por esta compañía no sustituye
una consulta personal con tu médico, y no debería considerarse como un consejo médico individual. Si
persiste una condición, por favor ponte en contacto con tu médico.
Este libro se proporciona sólo con fines personales e informativos. Este libro no debe ser interpretado
como un intento de prescribir ni practicar medicina. Tampoco debe ser entendido como la presentación de
ninguna cura para ningún tipo de problema de salud crónico o agudo. Siempre deberías consultar con un
profesional de la medicina competente, con licencia, cuando tomes cualquier decisión relativa a tu salud.
Los autores de este libro harán todos los esfuerzos razonables para incluir información actualizada y
precisa en este libro, pero no hacen ninguna representación, garantía, ni aseguran la exactitud, actualidad
o exhaustividad de la información proporcionada. Los autores de este libro no se hacen responsables de
ningún daño o perjuicio motivado por el acceso, o imposibilidad de acceso a este libro, o de tu confianza
en cualquier información proporcionada en este libro.

2

Contenido
Introducción

Capítulo 1:

Los PGAs que nos Envejecen
Disminuye los Efectos de los PGAs
Alimentos que combaten los PGAs
Suplementos que Combaten los PGAs

Capítulo 2:

Azúcar en la Sangre, Insulina y el Envejecimiento - Los Efectos
Perjudiciales del Azúcar
El Problema con los Cereales
Controla el Azúcar en la Sangre y Controla el Envejecimiento
Alimentos de Bajo Índice Glucémico
Hierbas, Especias y Varios Alimentos que Disminuyen el Azúcar en la
Sangre
Suplementos para Disminuir el Azúcar en la Sangre

Capítulo 3:

Inflamación - El Socio Silencioso y Furtivo del Envejecimiento
Las Grasas y la Inflamación
Lista de Nutrientes, Especias y Alimentos Anti-Envejecimiento y
Antiinflamatorios
Alimentos con Alto Contenido de Grasas Antiinflamatorias
Hierbas, Especias y Tés Antiinflamatorios

Capítulo 4:

La Oxidación y el Daño por Radicales Libres
Nutrientes Antioxidantes
Lista de Alimentos Con Alto Contenido de Antioxidantes

Capítulo 5:

Las Grasas Pueden Acelerar o Retrasar el Proceso de Envejecimiento
Ácidos grasos omega-3 vs Ácidos Grasos Omega 6, Todo está en la
Proporción
Otras Grasas Anti-Envejecimiento.
Las Mejores Grasas Anti-Envejecimiento Lista

3

Capítulo 6:

Otros Dos Alimentos Muy Importantes que Combaten el
envejecimiento:
La Vitamina D y los Probióticos (muy potentes)

De regalo:

Come para Tener una Piel Más Joven y Suave

4

Introducción
¿Qué causa el envejecimiento?
Algunas de las causas conocidas de envejecimiento son una compleja interacción de los
cambios internos, ambientales, y dieta.
Muchos piensan que la respuesta a la lucha contra el envejecimiento es gastar cientos o
miles de dólares en costosas cremas anti-edad y pociones, inyecciones de sustancias
tóxicas y sustancias de relleno, o someterse al bisturí del cirujano. Aunque esto pueda
parecer la mejor «solución», en realidad no lo es.
De hecho, puedes detener y prevenir gran parte del envejecimiento de tu cuerpo al
hacer cambios en tu dieta. ¡Y lo mejor es que al cambiar tu dieta no solamente cambias
la forma en que te ve el mundo, sino también provoca un cambio muy claro en cómo te
SIENTES por dentro!

De pronto tienes muchísima energía, estás más delgado, más fuerte, más rápido, más
alerta y tu ánimo mejora. Tu deseo sexual regresa. Tu sueño mejora. Tus articulaciones
duelen menos o nada en absoluto. Tienes un aspecto fantástico. Tu piel es más suave y
más lisa. Tu visión de la vida cambiará por completo cuando te das cuenta que no tienes
que ceder ante el envejecimiento y la enfermedad crónica que viene con él.
Realmente no necesitas cremas caras ni lujosas para la piel o cirugía plástica, puedes

5

empezar hoy a hacer los cambios que tendrán un efecto a largo plazo sobre cómo te
verás y sentirás mañana.
Aunque puede ser que no siempre tengas el control de tu entorno, sí tienes mucho
control sobre tu dieta que, a su vez, combate esas cosas que causan y aceleran el
envejecimiento: La Inflamación, los Productos de la Glicación Avanzada (PGAs) y la
oxidación, van de la mano del envejecimiento acelerado y traen aparejada la
enfermedad crónica.
Estas cosas ocurren dentro de las células y los órganos, (incluyendo el cerebro) y
producen los signos externos del envejecimiento como las arrugas y exceso de grasa del
cuerpo, pero también los menos obvios (pero más destructivos) daños internos - a los
huesos, los músculos, los órganos, el cerebro y los nervios.
El daño, mucho o poco, en un amplio sentido, depende de tu dieta. Lo que comes a
diario puede acelerar o retrasar el envejecimiento y, a su vez, las enfermedades crónicas
que lo acompañan.
¿Alguna vez has notado que algunas personas no se ven para nada de su edad real,
mientras que otras se ven mucho mayores? ¿Cuál es el motivo? No es SOLO por la
genética.

Gran parte del envejecimiento se debe a la dieta. Los alimentos que comes pueden ser
constructivos o destructivos y hacer que tu cuerpo se vean más joven o más viejo.
La respuesta a envejecer con gracia y permanecer sano, delgado, fuerte y libre de

6

enfermedad está en comer los alimentos adecuados. Comer una amplia variedad de
alimentos reales, naturales, ricos en antioxidantes, bajos en azúcar y almidones, y un
montón de los tipos adecuados de grasas marcará una ENORME diferencia en cómo te
ves y te sientes. Marcará la diferencia entre verte más viejo antes de tiempo o verte
mucho más joven de lo que eres.
En realidad, muchos de los signos del envejecimiento son el comienzo de la enfermedad
crónica, que no tenemos que aceptar como inevitables. Las arrugas, el aumento de
peso, la pérdida de memoria, la pérdida de la fuerza física, el deseo sexual, la
incapacidad de dormir, la fatiga y la pérdida ósea no con cosas que tenemos que aceptar
como parte del proceso de envejecimiento. Como tampoco son parte de envejecer las
enfermedades como la del corazón, la osteoporosis, el cáncer, la artritis y la diabetes.

Muchos adultos mayores son activos, aptos, fuertes, delgados, atléticos, productivos y
tienen excelente salud. ¡Tú también puedes ser así! Cuanto antes empieces con algunos
cambios positivos en tu dieta, podrás combatir y revertir más rápido y mejor las señales
del envejecimiento y la enfermedad.
Por favor, ten en cuenta que la mayor parte de los beneficios anti-envejecimiento de los
que hablamos en este manual pueden obtenerse de alimentos naturales, especias,
hierbas, etc. También podemos mencionar algunos suplementos que nosotros usamos
y creemos que tienen poderosos ingredientes naturales a base de hierbas, que se
pueden utilizar en forma más concentrada que la que se encuentra en los alimentos.
Por supuesto, son opcionales, pero pueden ser una potente adición a tu régimen anti-

7

envejecimiento.

8

Capítulo Uno
Los PGAs que nos Envejecen
¿Qué son los PGAs?
Los PGAs son Productos de la Glicación Avanzada. Pueden estar en los alimentos que
comes o formarse dentro de tu cuerpo. Los PGAs se producen cuando las moléculas del
azúcar de adhieren a las moléculas de proteína o de grasa sin una enzima.
Entonces, te preguntarás, ¿cuál es el problema con esto?
Bien, los PGAs son importantes promotores del envejecimiento en el cuerpo, y también
de los comienzos de muchas enfermedades crónicas. En realidad, los PGAs son uno de
los mayores factores en la diabetes, enfermedad cardíaca y otras más.

Estos PGAs forman una sustancia pegajosa parecida a la placa en el cerebro, tejido
nervioso y el resto del cuerpo. Se ha informado que cuando se consumen PGAs, el
cuerpo absorbe entre el 10% y el 30%. La capacidad del cuerpo de eliminarlos una vez
que se absorben es muy limitada, es decir que cuando estas cosas desagradables,
gomosas y pegajosas entran en las células humanas, el daño que producen no puede
revertirse completamente.
Si bien todos los tejidos humanos son susceptibles a los daños por PGAs, el

9

revestimiento de los vasos sanguíneos es especialmente sensible, así como ciertas
células nerviosas que pueden acumular rápidamente daños, sobre todo en los capilares
sanguíneos de los riñones y los ojos, el cerebro y las células nerviosas, el colágeno, y tu
ADN. Esto es algo muy serio y destructivo.
Los PGAs son los responsables de la piel arrugada, flacidez de la piel, daños en el
páncreas que causan la diabetes, y daño a los vasos sanguíneos, lo que produce
acumulación de placa, causante de la enfermedad cardíaca.
Además de la irritación e inflamación que crean en los vasos sanguíneos, dañan el
colágeno en las paredes de los vasos, lo que produce alta presión sanguínea. La glicación
también debilita las paredes de los vasos sanguíneos, y pueden provocar aneurismas y
mortales accidentes cerebrovasculares hemorrágicos.
Los PGAs también ayudan a formar las proteínas amiloides y las pegajosas neurofibrillas
que se apoderan de los cerebros de los pacientes con enfermedad de Alzheimer,
causando pérdida severa de la memoria y demencia.
Fácilmente pueden dañar los nervios, causando neuropatía periférica y sordera, atacar a
los pequeños vasos sanguíneos de los ojos, que a su vez pueden provocar ceguera, y
también crean subproductos peligrosos que pueden convertirse en cáncer.
Una amplia variedad de enfermedades es el resultado de la glicación que interfiere con
la función celular del cuerpo y crea subproductos altamente oxidantes.
Como podrás ver, los PGAs son sumamente destructivos. ¿De dónde vienen?
Los Productos de la Glicación Avanzada provienen de dos fuentes principales:


De nuestra dieta (PGAs Exógenos)



Producidos internamente en el cuerpo (PGAs Endógenos)

Cualquier alimento que esté dorado o tostado como el pan tostado, la carne dorada o a
la plancha, el tocino, las galletas crujientes, papas fritas, etc., contiene PGAs. Se forman
cuando los alimentos se doran con calor al asar, freír o cocinar a la parrilla. La cocción
de alimentos a altas temperaturas sin agua o líquidos (como en la fritura) hace que los
azúcares del alimento se adhieran a las proteínas o grasas para formar PGAs.
Es probable que cualquier alimento con alto contenido de grasa, proteína o azúcar
forme PGAs cuando se cocina sin agua. Usar agua para cocinarlos (cocer al vapor,

10

escalfar o hervir) ayuda a evitar que los azúcares se adhieran a las proteínas y grasas y,
por lo tanto, a evitar la formación de PGAs.
Cocinar a baja temperatura también ayuda a disminuir los PGAs. Y, por supuesto, comer
una parte de tus alimentos crudos también disminuye la cantidad de PGAs que
consumes.
¿Viste esa piel crujiente del pavo asado de Acción de Gracias? Eso está lleno de PGAs. Lo
mismo que las papas fritas, el tocino, los chips y casi cualquier otra cosa que se hornea o
fríe hasta dorarse. Incluso ese bistec jugoso (la capa externa, no por dentro), la capa
dorada de ese panqué o bagel, y ese delicioso caramelo de tu postre están llenos de
PGAs.
A los alimentos procesados, envasados, con frecuencia se les ha añadido PGAs para
mejorar su sabor y hacer que la comida se vea más atractiva. El color caramelo es un
buen ejemplo de esto. La lista de alimentos con PGAs añadidos incluye las donas,
pasteles, galletas, chips, refrescos de color oscuro e incluso la cerveza negra.
Si bien es importante tratar de reducir lo más posible tu consumo de PGAs exógenos de
los alimentos dorados, ten en cuenta que también puedes ayudar a contrarrestar sus
efectos en tu cuerpo consumiendo una dieta rica en antioxidantes.

Los PGAs endógenos (que se forman internamente) se producen en el cuerpo a partir
del azúcar y los carbohidratos de los alimentos que comemos. El azúcar excesivo en el
cuerpo (en la forma de glucosa en la sangre) se adhiere a las proteínas y provoca la
glicación. La gente que tiene un nivel elevado crónico de azúcar en la sangre se

11

perjudica más por los PGAs, como los que tienen diabetes tipo 2 o síndrome metabólico.
Como dice Johnny Bowden, el experto en nutrición: «Es como poner azúcar en el tanque
de gasolina, se pega en el motor.»
Es mucho más probable (como diez veces más probable) que ciertos tipos de azúcares,
como la fructosa, produzcan glicación en tu cuerpo. Si nos fijamos en la enorme
cantidad de alimentos que contienen jarabe de maíz de alta fructosa, o la gran cantidad
de personas que comen alimentos y bebidas azucarados y procesados, no es de extrañar
por qué hay tasas tan altas de cáncer, diabetes, enfermedades del corazón y otras
enfermedades inflamatorias.
Entonces, si quieres envejecer más lentamente, deberías tener como gran prioridad
eliminar el jarabe de maíz de alta fructosa de tu dieta. Esto significa que es muy
importante eliminar los refrescos y otras bebidas endulzadas. Ten en cuenta que la
pequeña cantidad de fructosa que hay en las frutas naturales enteras generalmente es
saludable y bien tolerada por tu cuerpo. Sin embargo, deberían evitarse los jugos de
fruta porque tienen mayor cantidad de azúcar concentrada que la que consumirías
comiendo la fruta entera.
Los PGAs pueden medirse con el mismo análisis que se les da a los diabéticos para hacer
el seguimiento y control a largo plazo del azúcar en la sangre. Este tipo de estudio
relativamente nuevo se conoce como el test de Hemoglobina A1C.
Para un envejecimiento óptimo, el nivel de A1C (seas diabético o no) debe ser inferior al
5 %, lo que significaría mantener tu nivel de azúcar en la sangre en un promedio de
alrededor de 90 mg/dl. Si bien parece bastante bajo según algunas normas médicas
convencionales, este porcentaje es fácilmente alcanzable si comes los alimentos
adecuados para mantener estable el azúcar en la sangre.
Disminuye los Efectos de los PGAs


Mantén bajo el nivel de azúcar en la sangre con una dieta baja en carbohidratos
y azúcares. Evita especialmente el azúcar de la fructosa, como el jarabe de maíz
de alta fructosa y los jugos de fruta.



Evita o disminuye los cereales, especialmente el trigo y el maíz, que tienden a
elevar significativamente el azúcar en la sangre. Y los cereales, por lo general,
están horneados o fritos para que se pongan dorados y crujientes, lo que los
hace aún más altos en PGAs. Lo siento, y eso incluye también la pizza a la leña,
así como las donas, la pastelería y las bagels.

12



Cocina las carnes a bajas temperaturas con más frecuencia —las temperaturas
altas producen muchos más PGAs que cuando uno las cocina lentamente a fuego
bajo. Cocina la carne en caldo, dentro de lo posible, como en una olla de cocción
lenta, porque esto disminuye enormemente la formación de PGAs. Además, las
carnes menos cocidas y término medio contienen menos PGAs que las más
cocidas. Las carnes fritas como el tocino tendrían mayores concentraciones de
PGAs que cualquier otra carne y deben limitarse a un gusto ocasional en lugar de
un hábito diario. Otro ejemplo —cuando cocinas salchicha, puedes cocinarla
lentamente a fuego bajo, con un poquito de agua y cubrir el recipiente con una
tapa para minimizar la formación de PGAs, en vez de freírla a fuego fuerte.



Come verduras y frutas crudas, hervidas, estofadas, cocidas lentamente, al
vapor. Cuando cocinas al vapor incorporas agua al proceso de cocción, lo que
detiene la glicación.



Evita todos los alimentos procesados. No sólo son tienen mayor contenido de
azúcar, sino que a menudo tienen colorante de caramelo y otros aditivos ricos en
PGAs para mejorar el color y la apariencia.



Evita los alimentos dorados, asados, a la parrilla, caramelizados, o fritos. Si está
dorado o dorado oscuro, muy probablemente contiene PGAs.



Evita los refrescos de color oscuro, la cerveza negra y cualquier cosa que tenga
colorante de caramelo.

13

Combate los PGAs con Estos Alimentos:
Todos los alimentos de bajo índice
glicémico no elevan mucho el azúcar en
la sangre.
Col rizada, berza o espinaca
Tomates
Zanahorias
Camotes
Pimientos rojos, amarillos o verdes
Brócoli, coliflor, coles de Bruselas
Alcachofa
Suplementos que Combaten los PGAs

Bayas
Cerezas
Kiwis
Ciruelas
Uvas rojas o blancas
Frijoles
Té verde, blanco, negro y rooibos
Canela, Clavo y Cúrcuma



L-carnosina - Un aminoácido que se encuentra en algunas proteínas. La Lcarnosina ayuda a prevenir la glicación generando una enzima que puede
contraatacar los PGAs que ya se hayan formado. Se dice que este suplemento
disminuye el riesgo de atraer a los trastornos neurodegenerativos y
enfermedades inflamatorias mediante la eliminación de los aldehídos
insaturados (azúcares). Puesto que la carne contiene este aminoácido, al comer
carne es menos probable que produzca tantos PGAs dañinos en el cuerpo, como
al comer panes y otras fuentes de carbohidratos dorados.



Benfotiamina - Una forma sintética de la vitamina B-1, soluble en grasa. Se ha
estudiado que esta sustancia impide que se formen PGAs. Bloquea los procesos
bioquímicos que pueden causar daño vascular, nervioso, en los riñones y daño
retiniano, relacionados con los PGAs y los altos niveles de azúcar en la sangre.
La benfotiamina es un suplemento sintético, que no se obtiene de alimentos ni
hierbas. Puesto que este es un compuesto sintético y no natural, personalmente
evitaría usarlo porque los efectos secundarios a largo plazo serían desconocidos
en este momento.
Piridoxamina - La vitamina B6 participa en cientos de reacciones enzimáticas
beneficiosas en el cuerpo. Se piensa que esta única forma de la vitamina B6,
llamada Piridoxamina, interfiere específicamente con las reacciones tóxicas de la
glicación en el cuerpo.





Antioxidantes — Los alimentos y suplementos con alto contenido de
antioxidantes ayudan a combatir el daño que causan los PGAs en el cuerpo. Los
antioxidantes que prefiero obtener de los alimentos y no de un suplemento son

14

la vitamina C y la vitamina E, beta-caroteno, zinc, selenio, quercetina y
flavonoides.


Especias - las especias como la canela, cúrcuma, jengibre y cayena, contienen
poderosos antioxidantes y también compuestos que ayudan a controlar la
respuesta de azúcar en la sangre a las comidas. Yo elijo usar las cuatro especias
mencionadas (y otras también) para cocinar y sazonar los alimentos. Puesto que
probablemente no siempre usamos a diario estas cuatro especias en particular,
también me gusta usar cápsulas de estas especias como suplemento
diariamente.

15

Capítulo Dos
Azúcar en la Sangre, Insulina y el Envejecimiento - Los Efectos Perjudiciales del Azúcar
Además de la formación de PGAs altamente destructivos, el azúcar, en todas las formas
(fructosa , sacarosa, glucosa, galactosa, lactosa y otras) tiene otras formas de infligir
daño grave a tu cuerpo y acelerar el proceso de envejecimiento.
La fructosa es el peor de todos los azúcares, pero todas las formas de azúcar que
afectan los niveles de azúcar en sangre de tu cuerpo, así como la insulina resultante,
pueden ser perjudiciales. De acuerdo con el Dr. Joseph Mercola:
«Particularmente la fructosa es extremadamente pro-inflamatoria, promueve la
formación de PGAs y acelera el proceso de envejecimiento. También promueve el
tipo de crecimiento peligroso de células de grasa alrededor de los órganos
vitales, que son el sello distintivo de la diabetes y enfermedades del corazón. En
un estudio, 16 voluntarios sometidos a una dieta alta en fructosa produjeron
nuevas células de grasa alrededor de su corazón, hígado y otros órganos
digestivos en sólo 10 semanas.»
Así que limitar el azúcar en todas sus formas, tanto interna como externamente, será
muy beneficioso para retrasar el proceso de envejecimiento.
El azúcar, especialmente la fructosa y la sacarosa, aumentan los niveles de insulina, y
disminuyen la capacidad de tu cuerpo de contrarrestar efectivamente ese aumento de
azúcar en la sangre. Esta es una de las causas principales de las enfermedades
degenerativas.
El exceso de azúcar también debilita o paraliza el sistema inmune, haciéndote más
susceptible a las enfermedades infecciosas o a complicaciones de enfermedades
menores. Por ejemplo, ese resfrío menor puede convertirse en gripe, neumonía o
bronquitis —y en algunos casos ser fatal si eres mayor y tienes salud frágil.
El estadounidense promedio que come una dieta típica norteamericana consume 2.5
kilos de azúcar por SEMANA. Y cuando piensas en añadir los otros alimentos
procesados como pan blanco o de trigo, pasta, pastelería, y todos los carbohidratos
refinados, que se convierten en azúcar en el cuerpo, no es de extrañar que haya un
aumento tan enorme de la diabetes.

16

¿Puede ser que el azúcar sea TAN malo? En una palabra... ¡SÍ!
Vamos a definir de qué estamos hablando cuando decimos «azúcar». Solemos pensar en
el azúcar como eso blanco que está en preciosas azucareras en nuestras mesas, o en
esos sobrecitos en los restaurantes. La verdad es que hay muchos tipos diferentes de
azúcares y nuestros cuerpos no reaccionan de la misma manera a todos.
«El jarabe de maíz de alta fructosa» es la forma de azúcar que ves prácticamente en
todas las etiquetas de alimentos procesados o envasados, o en casi todos los refrescos.
Hay muchas otras formas de azúcar, pero por ahora vamos a concentrarnos en las dos
que se consumen con más frecuencia, la sacarosa y la fructosa.
El azúcar común de mesa (y el azúcar morena) se llama sacarosa. La sacarosa está
compuesta por una molécula de glucosa unida a una molécula de fructosa. Entonces, la
sacarosa contiene 50% glucosa y 50% fructosa. La fructosa es dos veces más dulce que la
glucosa. Dado que el azúcar de mesa es mitad fructosa, es mucho más dulce que los
almidones de la papa, el pan o de otros carbohidratos que también se convierten en
glucosa en el cuerpo.
Cuanta más fructosa hay en cualquier tipo de azúcar, más dulce es.
El jarabe de maíz de alta fructosa está
compuesto por aproximadamente 55% de
fructosa y 45% de glucosa (pero puede ser de
contenido más alto en fructosa dependiendo
del tipo de jarabe). Así que eso lo hace más
dulce que el azúcar común de mesa.
Los efectos nocivos del azúcar tienen que ver
con la forma en que el cuerpo metaboliza la
parte de fructosa del azúcar. Por ejemplo, si
comemos 100 calorías de alimentos
feculentos como la pasta o las papas (que se
convierte en glucosa en el cuerpo) o 100
calorías de azúcar (recuerda que es
básicamente 50/50 glucosa y fructosa), se
metabolizan de manera diferente y tienen un
efecto distinto en tu organismo.
Esto es clave:

17



La fructosa se metaboliza en el hígado.



La glucosa del azúcar y los almidones se metaboliza en nuestras células.

¿Por qué es importante esto?
Consumir caña de azúcar o fructosa hace que tu hígado trabaje mucho para procesar la
fructosa. Si ese azúcar viene en forma líquida como refresco o jugo de frutas, la
fructosa afecta instantáneamente a tu sistema y hace que tu hígado trabaje a toda
marcha en un intento de procesarlo. Y la fructosa del jarabe de maíz de alta fructosa
afecta a tu hígado aún más rápido que la caña de azúcar común porque la fructosa no se
une a la glucosa. ¡Entonces, tu hígado recibe una enorme dosis de fructosa más rápido!
Cuando se ingiere fructosa rápidamente y en mayores cantidades, el hígado la convierte
en grasa. 
La grasa se convierte en unas sustancias llamadas triglicéridos, que
contribuyen de manera importante para desarrollar la enfermedad cardíaca. Algunos de
estos triglicéridos flotan en tu torrente sanguíneo y se almacenan como grasa en tu
cuerpo.
Sin embargo, el exceso de grasa también se almacena en el hígado. ¿Alguna vez oíste
sobre la enfermedad del «hígado graso»? Cuando el hígado empieza a almacenar
cantidades excesivas de grasa, lo que sigue es la resistencia a la insulina y el síndrome
metabólico, y no mucho después, está la diabetes tipo 2.
El resultado es un envejecimiento acelerado, enfermedad crónica y a veces,
eventualmente la muerte— todo por el exceso de azúcar.
Algunas otras formas en que la fructosa acelera el envejecimiento y la enfermedad:


La fructosa aumenta el ácido úrico, que no sólo provoca presión alta, sino
también una inflamación crónica de bajo nivel que puede afectar prácticamente
a todos los sistemas de tu cuerpo para acelerar el envejecimiento y provocar
múltiples enfermedades crónicas. ¿Alguna vez oíste sobre la gota? Es una forma
dolorosa de la artritis, en la que el ácido úrico forma cristales en las
articulaciones, principalmente en los pies y las manos.



La fructosa engaña a tu cuerpo y lo hace aumentar de peso, apagando el sistema
de control del apetito de tu cuerpo. Al consumir alimentos que contienen
fructosa, en realidad te da más hambre, porque confunde a tus hormonas. No te
sientes satisfecho cuando deberías, así que sigues comiendo.

18



La fructosa lleva rápida y fácilmente al aumento de peso y obesidad abdominal
(sí, de ahí viene la temida «grasa abdominal»), a un descenso en el colesterol
HDL (el bueno), aumento del LDL (colesterol malo), triglicéridos elevados, azúcar
en la sangre elevada, y alta presión arterial, lo que provoca el síndrome
metabólico. Y, por supuesto, sigue derecho a la obesidad, la diabetes y la
enfermedad cardíaca.

En 1980, sólo alrededor de 1 de 7 estadounidenses era obeso, y alrededor de 6 millones
de personas tenían diabetes— no era una enfermedad tan común como es hoy en día.
Hoy, 1 de cada 3 estadounidenses es obeso, y 19 millones de personas tienen diabetes,
de acuerdo con la Hoja de Datos Nacional de Diabetes (2011).
Se estima que siete millones de personas tienen diabetes sin diagnosticar. ¡Son 26
millones de personas! Súmale a eso otros 79 millones de personas con pre diabetes.
¡Sorprendente! Esas cifras combinadas dan un total aproximado de 100 millones de
personas con diabetes o pre-diabetes en los Estados Unidos. ¡Eso es un tercio de la
población!
La diabetes lleva al envejecimiento prematuro (incluyendo piel arrugada y flácida) y
complicaciones más serias como:


Enfermedades del corazón y accidentes cerebrovasculares.



Hipertensión



Ceguera



Nefropatía



Enfermedad nerviosa (neuropatía)



Amputación de extremidades

Sabemos que uno de los indicadores más precisos de la enfermedad cardíaca y la
diabetes es una condición conocida como " síndrome metabólico". Según el Centro de
Control de Enfermedades, al menos 75 millones de estadounidenses tienen síndrome
metabólico, y probablemente lo tengan muchos más pero aún no han sido
diagnosticados.
¿Qué es el síndrome metabólico? Significa que tu cuerpo se ha hecho resistente a la

19

insulina, entre otros problemas. Normalmente cuando comes carbohidratos o azúcar, el
azúcar en la sangre aumenta, se libera insulina para contrarrestar el aumento de azúcar
en la sangre, y el azúcar en la sangre vuelve a su nivel normal.
Si tu dieta es rica en azúcares y alimentos con almidón, tu cuerpo está continuamente
bombeando insulina para reducir el azúcar en la sangre. Eventualmente, tus células
dejan de responder a la insulina y tu páncreas no puede producir suficiente insulina para
responder a la demanda, y se agota. Los niveles de azúcar en la sangre aumentan
descontroladamente y permanecen altos constantemente, hasta que terminas con
diabetes tipo 2.
A eso se le agrega otra enfermedad mortal que está vinculada directamente al azúcar y
la insulina— el cáncer.
Según la Agencia Internacional de la Organización Mundial de la Salud para la
Investigación sobre el Cáncer: Tus probabilidades de contraer cáncer son mucho más
altas si eres diabético, obeso o resistente a la insulina.
¿Y cuál es la conexión? El azúcar.
Además, tus probabilidades de morir de alguna forma de cáncer maligno son mucho
más altas si tu dieta es alta en azúcar. Los investigadores del cáncer ahora saben que el
problema de la resistencia a la insulina y el cáncer es que a medida que secretamos más
insulina, también secretamos una hormona relacionada conocida como «factor de
crecimiento similar a la insulina», y la insulina estimula más el crecimiento del tumor.
Craig Thompson, presidente del Centro del Cáncer Memorial Sloan -Kettering en Nueva
York, dice que muchos cánceres humanos dependen de la insulina como combustible
para crecer y multiplicarse. Algunos cánceres desarrollan mutaciones que de hecho se
alimentan de la insulina, y otros cánceres aprovechan los niveles elevados de azúcar en
la sangre e insulina de los que tienen síndrome metabólico, obesidad o diabetes tipo 2.
Muchas de las células pre- cancerosas nunca adquirirían las mutaciones que las
transforman en tumores malignos si no estuvieran siendo impulsadas por la insulina a
tomar más y más azúcar de la sangre y metabolizarla.
El Problema con los Cereales
Cuando analizas el suministro de alimentos de la mayoría de las sociedades modernas,
el denominador común es la sobrecarga de hidratos de carbono y granos procesados, a

20

menudo combinados con azúcar o fructosa (en forma de jarabe de maíz de alta
fructosa).
El trigo y el maíz son dos de los peores carbohidratos para el azúcar en la sangre y el
envejecimiento.
Nuestros antepasados paleolíticos no comían cereales— al menos no en la forma en que
los comemos hoy. Los arqueólogos nutricionales creen que la dieta humana ancestral
antes de la revolución agrícola pudo haber contenido cantidades muy pequeñas de
granos que podrían recolectarse y probablemente añadirse a sopas y guisos. Sin
embargo, nuestros antepasados del Paleolítico no tenían manera de consumir las
cantidades masivas de granos que comen los humanos modernos en todo, desde
cereales, pan, pasteles, pastas, y más alimentos que son considerados "básicos" en la
dieta moderna.
Y el consumo de cereales en la mayoría de los países ha aumentado constantemente
durante los últimos 30-50 años, hasta el punto donde es el principal alimento en la dieta
de muchas personas. A medida que aumentó el consumo de cereales, también lo hizo
la cantidad de personas obesas y con sobrepeso. Por supuesto, hay otros factores que
participan en este aumento, así como un estilo de vida más sedentario, y el aumento de
consumo de azúcar y también de JMAF.
Hoy, las harinas están más refinadas que nunca, perdiendo fibra y nutrientes esenciales.
La versión modernizada del trigo, triticum aestivum, es muy diferente del trigo que
usaban nuestros ancestros. El trigo moderno ha sido modificado genéticamente a través
de cientos de hibridaciones y manipulado para convertirse en una planta muy diferente
de la que era antes.
Las proteínas de gluten en el trigo moderno son muy diferentes al gluten del trigo del
pasado. Posiblemente esa es una de las razones del repentino aumento de la incidencia
de la enfermedad celíaca y la sensibilidad al gluten.
El trigo de hoy es muy diferente incluso que el de hace apenas 50 años, porque el de
hoy tiene diferentes niveles de anti nutrientes y gluten con diferencias bioquímicas en
general.
En esencia, las grandes agropecuarias han hibridado mucho el trigo en la últimas cinco
décadas para mejorar cosas como el rendimiento del cultivo y las características de
cocción, pero ni una sola vez pensaron en los impactos sobre la salud humana de

21

cambiar la estructura bioquímica del trigo. Aunque las diferencias bioquímicas puedan
parecer pequeñas, pueden tener un serio impacto en la forma en que el sistema
digestivo humano procesa los alimentos.
Dr. El Dr. William Davis, lo señala en su libro Wheat Belly (Barriga de Trigo) con este
pasaje... «Las proteínas de gluten de trigo, en particular, sufren un cambio estructural
considerable con la hibridación. En un experimento de hibridación, se identificaron 14
nuevas proteínas de gluten en la descendencia que no estaban presentes en ninguna de
las dos plantas de trigo padres.» Esto significa que el trigo moderno contiene nuevas
proteínas del gluten «extrañas» que el sistema digestivo humano no se ha adaptado
para digerir correctamente.

En los últimos años, los científicos han empezado a descubrir vínculos entre el trigo y un
amplio rango de enfermedades inflamatorias, desde artritis reumatoide, enfermedad
inflamatoria intestinal, reflujo gastro-esofágico, hasta migrañas, artritis y más. El trigo
también puede causar inflamación de bajo nivel prolongada, posiblemente debido a su
contenido de gluten, e incluso la respuesta extrema del azúcar en la sangre, común por
los alimentos con trigo.
Muchos no podrían conectar estos síntomas con el consumo de cereales; pero el
aumento de peso y los síntomas físicos, emocionales y mentales son bastante
frecuentes en la sensibilidad al gluten.
La sensibilidad al gluten aumenta enormemente la inflamación, no sólo en el sistema
digestivo sino también en todo el organismo. La sensibilidad al gluten y la enfermedad

22

celíaca también bloquean la absorción de nutrientes importantes, creando deficiencias
que conducen a enfermedades frecuentes, enfermedad crónica, un sistema inmune
debilitado, problemas mentales y demencia.
El trigo también contiene un tipo de carbohidrato llamado amilopectina A, que eleva a
niveles sorprendentemente altos el azúcar en la sangre. Comer sólo dos rebanadas de
pan de trigo integral (del tipo que nos dicen los medios de comunicación que es
"saludable") aumenta más el azúcar en la sangre que comer dos cucharadas de azúcar
pura.
Los niveles altos de azúcar en la sangre hacen secretar insulina y conducen al aumento
de peso, producción de PGAs, e inflamación. Es un círculo vicioso.
Todo esto puede provocar envejecimiento acelerado y enfermedad crónica.
El maíz puede ser un problema tan grande como el trigo. Las cosechas abundantes de
maíz y los subsidios del gobierno mantienen bajo el precio del maíz, lo que a su vez
mantiene muchos de los elementos no saludables que compramos en la tienda a precio
bajo. El maíz, en alguna forma, está en la gran mayoría de los alimentos envasados que
compramos en las tiendas de comestibles convencionales.
Contrariamente a la creencia popular, el maíz es un cereal, no un vegetal, y no es
apropiado como alimento básico por varias razones. Tiene un contenido de azúcar muy
elevado e impide que el cuerpo utilice los nutrientes en el cuerpo (por su contenido en
anti nutrientes).
Esta evidencia aparece en los registros arqueológicos de nuestros antepasados y otras
civilizaciones antiguas. Cuando los mayas y los nativos americanos cambiaron sus dietas
por una basada en el maíz, se dispararon las tasas de anemia, artritis, raquitismo,
enfermedades infecciosas, y osteoporosis, y el promedio de vida de estos nativos se
redujo drásticamente.
Nuestros cuerpos no están hechos para subsistir con alimentos de cereales como la
mayor parte de nuestra ingesta calórica.
El maíz se transforma en azúcar muy rápidamente en el cuerpo, lo que aumenta los
niveles de insulina, te hace sentir más hambre y hace que el cuerpo almacene calorías
como grasa. No te confundas— sólo porque no tiene un sabor obviamente dulce, no
significa que no esté lleno de carbohidratos que se convierten muy rápidamente en

23

azúcares. Una vez que lo comes, tu cuerpo convierte rápidamente al maíz y sus
productos en azúcar. Incluso los almidones de los productos de maíz se descomponen
muy rápidamente en el cuerpo, y elevan los niveles de azúcar en la sangre, causando
antojos de más alimentos con carbohidratos.
El maíz contiene altos niveles de fitato, una sustancia química que se une al hierro e
impide que el cuerpo lo absorba. De modo que, en consecuencia, una dieta alta en
fitato puede hacer que uno tenga más probabilidades de tener anemia por deficiencia
de hierro y fatiga. El fitato también impide que se utilicen otras vitaminas y minerales,
creando deficiencias nutricionales que llevan a la enfermedad, degeneración física y
envejecimiento.
El maíz también es una fuente pobre de minerales importantes como el calcio, magnesio
y zinc, y de vitaminas como la niacina (B3). La deficiencia de niacina causa una condición
conocida como pelagra, que es muy común en las civilizaciones que tienen una dieta
basada en el maíz. Puede provocar una variedad de problemas de salud, como
dermatitis, diarrea y depresión.
Entonces, una dieta con alto contenido de cereales procesados —especialmente maíz y
trigo— de hecho acelera el proceso de envejecimiento y provoca aumento de la
inflamación y susceptibilidad a la enfermedad.
Ten en cuenta que incluso los cereales como el arroz integral y la avena pueden tener
impactos significativos en tu cuerpo, especialmente si no eres un atleta muy activo.
Aunque el arroz y la avena presentan menos problemas de inflamación del sistema
digestivo y anti nutrientes que el maíz y el trigo, no significa que sean los alimentos
ideales para basar tus planes diarios de comida. Una o dos veces por semana
probablemente está bien, pero personalmente no los consumiría a diario.

24

Controla los Niveles de Azúcar en la Sangre para Retrasar el Envejecimiento
Comer una dieta más Paleolítica, en su mayor parte libre sin cereales (o bastante baja
en cereales) es una muy buena manera de controlar el azúcar en la sangre y también los
PGAs resultantes. Este tipo de dieta hace hincapié en comer alimentos reales, como
carne de animales criados naturalmente (de pastoreo) y pescado silvestre, junto con
buenas cantidades de grasas saludables, y evitar o disminuir los cereales, alimentos
procesados y azúcares.
Los alimentos con alto contenido de fibra generalmente son de bajo índice glicémico, lo
mismo que los alimentos que contienen principalmente grasa o proteína. Cuando comas
un alimento con alto contenido de almidón o azúcar, combínalo con una proteína y/o
una grasa saludable para retrasar la absorción en el sistema digestivo. Esto ayuda a
mantener bajo y a controlar el nivel de azúcar en la sangre. Por ejemplo, si comes una
manzana como refrigerio, combinarla con frutos secos como almendras (o mantequilla
de almendras) nueces o pecanas ayuda a equilibrar y a retrasar la respuesta del azúcar
en la sangre, gracias a las grasas saludables, la proteína y la fibra de los frutos secos.
La carne y otras proteínas como el queso, los huevos, el pescado y el pollo son todas de
bajo índice glicémico. Evita las carnes procesadas, incluyendo las carnes frías y
salchichas, porque éstos suelen contener cantidades sorprendentes de azúcar.
Las grasas saludables también tienen muy poco o ningún efecto sobre el azúcar en la
sangre, y te ayudarán a mantener sus niveles bajos y estables, lo cual es ideal para
retrasar el envejecimiento. El aceite de oliva extra virgen, la mantequilla, quesos,
aguacate, coco y aceite de coco son alimentos que ayudan a disminuir y estabilizar los
niveles de azúcar en la sangre.
Concentrarse en los alimentos de bajo índice glicémico, proteínas y grasas saludables en
lugar de alimentos procesados envasados con agregado de almidones refinados y azúcar
ayuda mucho a evitar subidas y bajadas del azúcar en la sangre.

Alimentos de Bajo Índice Glicémico para Mantener Estable el Azúcar en la Sangre
Nueces
Cacahuates
Castañas de Cajú
Nueces de Brasil

Nueces de Macadamia
Pecanas
Almendras
Pistachos

25

Mantequilla de Cacahuate o Frutos
Secos
Aguacates
Humus
Garbanzos
Lentejas
Guisantes amarillos partidos
Chícharos
Zanahorias (crudas)
Berenjena
Brócoli
Coliflor
Col
Hongos
Lechuga
Frijoles verdes
Pimientos Rojos
Cebollas
Quesos, esp. Queso Crudo

Yogur Natural
Camotes
Trigo sarraceno (en pequeñas
cantidades)
Arroz integral (en pequeñas cantidades)
Quinoa (en pequeñas cantidades)
Cerezas
Ciruelas
Toronja
Duraznos
Manzanas
Peras
Chabacanos secos
Cocos
Leche de coco
Kiwis
Fresas
Moras
Frambuesas

Hierbas, Especias y Varios Alimentos que Disminuyen la Respuesta del Azúcar en la
Sangre

26

Se ha descubierto que muchas hierbas y especias son tan potentes como algunas
medicinas para bajar y estabilizar el azúcar en la sangre. Pero si estás tomando una
medicina, siempre consulta primero con tu médico para asegurarte de que añadir
especias a tu dieta no interferirá con tu medicación actual.
Canela - Los estudios han demostrado que la canela mejora la sensibilidad a la insulina y
la estabilidad de azúcar en la sangre con apenas una cucharadita por día. Cuando se
tomó canela durante 40 días, en dosis moderadas (de 1 a 6 gramos al día) en realidad
redujo en 18-29% los niveles de azúcar en la sangre, según un estudio publicado en 2003
en la revista médica Diabetes Care. La mejor canela para usar es la de Saigón.
Agrega más o menos media cucharadita a tu taza de café diaria, como una manera
sabrosa de disfrutar sus beneficios de control del azúcar en la sangre.
Clavo - esta especia contiene potentes antioxidantes, incluyendo antocianinas y
compuestos fenólicos. Los clavos tienen propiedades antisépticas y germicidas, y
ofrecen beneficios anti-inflamatorios, analgésicos y digestivos. El aceite de clavo incluso
puede usarse para alivio de dolores dentales, dolores de cabeza y como remedio para la
tos y digestión.
Cilantro y Coriandro - Las hojas de la planta de cilantro se usan en muchas comidas, lo
mismo que sus semillas (coriandro). En Europa, a menudo se refieren al coriandro como
la planta «anti-diabética». El coriandro es conocido por estimular la secreción de
insulina y bajar el nivel de azúcar en la sangre. También tiene efectos benéficos sobre el
colesterol, bajando el LDL y elevando el bueno, el HDL.
Comino - como la canela, el comino mantiene estables los niveles de azúcar en la
sangre. Se ha demostrado que el comino funciona tan bien como otras drogas usadas
generalmente para controlar la insulina y glucógeno en diabéticos. También es efectivo
para estimular las enzimas pancreáticas, que ayudan a digerir las proteínas, grasas y
carbohidratos.
Fenogreco - Las semillas de fenogreco ayudan a reducir los niveles de azúcar en la
sangre, especialmente después de las comidas. Los componentes activos del fenogreco
son la trigonelina , y 4 -hidroxisoleucina. Estos ingredientes parecen estimular
directamente a la insulina. Esta reacción depende de los altos niveles de glucosa, así que
puede no funcionar de la misma manera en niveles más bajos de azúcar en la sangre.
Ginseng— El Ginseng americano contiene una sustancia llamada ginsenósidos. Los

27

investigadores han encontrado que el ginseng disminuye la absorción de hidratos de
carbono, aumenta la capacidad de las células para utilizar la glucosa y estimula la
secreción de insulina en el páncreas. Estudios realizados en la Universidad de Toronto
demostraron que las cápsulas de ginseng pueden bajar 15/20% la glucosa en sangre.
Salvia - Esta hierba contiene fitosteroles que, según un estudio alemán, redujeron los
niveles de azúcar en la sangre de los diabéticos que la bebían en infusión. A menudo se
usa para saborizar platos de sopas y carnes, pero también puede beberse como té.
Cúrcuma -La cúrcuma tiene la capacidad de bloquear las enzimas que convierten a los
carbohidratos en glucosa, y por lo tanto, disminuye el azúcar en la sangre. Uno de los
ingredientes activos de la cúrcuma es la curcumina, que induce el flujo de bilis y, a su
vez, descompone las grasas. Me gusta agregarles cúrcuma a mis huevos revueltos
cuando los preparo, un par de veces por semana. ¡Y comer un plato de curry algunas
veces al mes no sólo es rico sino también muy sano! También tomo un par de cápsulas
al día de cúrcuma pura para obtener un poco más, dado que es una especia con la que
no cocinamos a diario.
Jugo de Limón - los estudios muestran que apenas dos cucharadas de jugo de limón en
un vaso de agua bajaron hasta un 20% los niveles de azúcar en la sangre. Los efectos
parecen estar relacionados con los ácidos, ya que se sabe que otros ácidos pueden tener
un efecto de disminución de los niveles de azúcar. La acidez en los alimentos retrasa la
tasa natural de vaciado de estómago, resultando en un tiempo más largo de absorción
de los hidratos de carbono. Me gusta exprimir un par de gajos de limón en mi té
helado sin endulzar, a lo largo del día, o en el agua con una comida.

Suplementos para Disminuir la Respuesta del Azúcar en la
Sangre de las comidas
Ácido Alfa-Lipoico (AAL) - Este antioxidante súper potente ayuda a controlar los niveles
de azúcar en la sangre y el aumento de la sensibilidad a la insulina. Los estudios
mostraron alfa lipoico rejuvenece y reemplaza las partes envejecidas y dañadas, que son
las centrales eléctricas y generadoras de energía dentro de nuestras células. El AAL es
especialmente conocido por elevar los niveles de glutatión, (uno de los antioxidantes
más protectores del cuerpo y de los compuestos de desintoxicación) a los de una
persona más joven. También actúa como fuerte agente antiinflamatorio, lo que ayuda
a prevenir muchas enfermedades degenerativas. También mejora la composición
corporal y la masa magra muscular, tolerancia a la glucosa y la energía. Se cree que el

28

AAL es un tratamiento muy promisorio para la obesidad y la diabetes tipo 2.



Magnesio - Se cree que el 80 % o más de la población de los países civilizados tienen
una deficiencia de magnesio, y esto puede empeorar los efectos de la hiperglucemia y
resistencia a la insulina. Algunos estudios muestran que los suplementos de magnesio
ayudan en el metabolismo de los hidratos de carbono, mejoran la sensibilidad a la
insulina, y disminuyen los niveles de azúcar en la sangre, mientras ayudan al cuerpo a
realizar por lo menos 300 diferentes funciones enzimáticas necesarias en el cuerpo. El
magnesio también reduce el azúcar en sangre en ayunas en diabéticos.
Cromo - Se cree que este oligoelemento potencia la acción de la insulina, y también
interviene en el metabolismo de los hidratos de carbono, grasa y proteínas. Algunas
investigaciones muestran que ayuda a normalizar el azúcar en la sangre si hay una
deficiencia de cromo.
Vanadio - Este mineral se encuentra en bajas concentraciones en alimentos como los
hongos, mariscos y algunas especias como la pimienta negra y semilla de eneldo, como
así también en el perejil. Según ha informado la Universidad del centro Médico de
Maryland, los estudios sugieren que el vanadio puede reducir los niveles de azúcar en la
sangre y mejorar la sensibilidad a la insulina en personas con diabetes tipo 2.
Zinc - Este mineral ayuda en la producción y almacenamiento de insulina. Las personas
que comen una dieta vegetariana o vegana (sobre todo los que comen mucha soya)
tienden a tener deficiencias de zinc. Los alimentos que tienen zinc incluyen ostras
frescas, raíz de jengibre, cordero, nueces, arvejas, yema de huevo, hígado de res,
frijoles, nueces, almendras, sardinas, pollo y trigo sarraceno.

29

capítulos libres termina aquí...

La Versión Completa


Documentos relacionados


Documento PDF revierta su diabetes tom robertsom gratis
Documento PDF como eliminar los hongos genitales por candida albicans tratamiento natural
Documento PDF factor glucosa pdf gratis
Documento PDF remedio halki para la diabetes pdf gratis
Documento PDF la dieta cetogenica pdf
Documento PDF solucion diabetes tipo 2 pdf gratis reed wilson


Palabras claves relacionadas